La “giganta” altruista; Goeppert Mayer.

El 20 de febrero de 1972, fallecía la física teórica estadounidense de origen alemán, María Goeppert-Mayer (Katowice, 28 de junio de 1906 – San Diego, California, 20 de febrero de 1972).

En 1963 sería galardonada con el Premio Nobel de Física, junto con  J. Hans D. Jensen y Eugene Paul Wigner ” Por sus descubrimientos sobre la estructura de capas nuclear”.

goeppert mayerFue la segunda mujer galardonada con el Premio Nobel de Física después de Marie Curie.

Goeppert inició sus estudios en escuelas locales de Göttingen, donde preparó el curso de acceso a la Universidad, el “abitur”. Conseguiría superar el examen en Hannover en 1924.

Ese mismo año, 1924, Goeppert se matriculó en la Universidad de Göttingen. Su primera intención era estudiar Matemáticas, pero finalmente se decantó por la Física al conocer el desarrollo de la mecánica cuántica.

Goeppert obtuvo su título de Doctor (Ph.D.) en Física teórica en la Universidad de Göttingen en 1930. En su tesis doctoral calculó la probabilidad de que un electrón orbitando alrededor del núcleo del átomo, emitiera dos fotones de luz al saltar a una órbita más cercana al núcleo.

En 1930, se trasladó a los Estados Unidos, al la Universidad Johns Hopkins de Baltimore acompañando a su marido,  Joseph Edward Mayer.

Pese a su innegable talento, ninguna Universidad de la época quería contratar a una mujer como profesor, por lo que Goeppert siguió trabajando de forma voluntaria por su pasión por la Física.

Animada por su marido, comenzó a interesarse por una parte concreta de la Física, la Química- Física. Sus primeros trabajos versaron sobre las moléculas orgánicas.

En 1939, el matrimonio se trasladó a Columbia en Nueva York. Edward Mayer sería profesor del Sarah Lawrence College entre 1941 y 1946.

Por su parte, María, trabajaría en el laboratorio de nuevos materiales S.A.M. Laboratory de la Universidad de Columbia.

Allí conocería al químico estadounidense Harold Clayton Urey (Walkerton, Indiana, 29 de abril de 1893 – La Jolla, California, 5 de enero de 1981). Urey introduciría a Maria en el trabajo con isótopos.

Maria Goeppert y Urey trabajaría en la separación de isótopos de uranio, concretamente en la separación del uranio, U-235, del uranio U-238. Sin embargo Urey siempre utilizó a Maria como asistente y no como investigadora principal.

goeppert-mayer2En 1946, junto a su marido, se trasladó a Chicago. Allí sería contratada como Profesor asociado del Departamento de Física de la Universidad de Chicago (sin derecho a sueldo) y en el Instituto de Estudios Nucleares así como en el Laboratorio Nacional de Argonne, el primer laboratorio nacional de investigación en ciencia e ingeniería en los Estados Unidos.

Maria comenzó a trabajar en el modelo de capas nuclear.

Independientemente estaban realizando el mismo trabajo el físico hungaro Eugene Paul Wigner  (17 de noviembre de 1902 – 1 de enero de 1995) y el físico alemán Johannes Hans Daniel Jensen (25 de junio de 1907 – 11 de febrero de 1973).

Maria se había dado cuenta de la gran estabilidad y mayor abundancia de núcleos que tienen un número particular de neutrones, protones o una combinación de los dos (por ejemplo, 2, 8, 20, 28, 50, 82 o 126 ) frente al resto. Son los denominados “números mágicos”. Así, elementos como el helio 4 (2 protones y 2 neutrones), el oxígeno 16 (8 protones y 8 neutrones) y el calcio 40 (20 protones y 20 neutrones) son expecionalmente estables, por lo que asimismo son muy abundantes.

A partir de ahí desarrollaría su modelo de capas nuclear.  Maria propuso que en el núcleo, los protones y los neutrones se sitúan en capas igual que los electrones en la corteza, y que, del mismo modo, el completar las capas del núcleo les confiere estabilidad.

Con ello conseguía demostrar, por ejemplo, por qué el oxigeno (con número atómico 8) es más abundante en la naturaleza que el litio (con número atómico 3), cuando la relación número atómico- abundancia si se cumple en los dos primeros elementos ya que el hidrógeno (de numero atómico 1) y el helio (de número atómico 2), si relacionamos sus números atómicos con su abundancia relativa (el elemento más abundante es el hidrógeno y el segundo el helio). Con el modelo de Maria, los números mágicos adquirían un significado lógico.

goeppert-mayer3Maria conocería a Jensen en 1950 y empezarían a colaborar juntos. En 1955 publicarían de forma conjunta el libro “Elementary Theory of Nuclear Shell Structure”  (Teoría Elemental de la Estructura de Capas Nuclear).

En 1956, Maria Goeppert, sería elegida miembro de la Academia Nacional de Ciencias, de los Estados Unidos.

En 1960, Maria sería contratada (por fin…) como Profesora Titular en la Universidad de la Jollade California.

En 1963 sería galardonada con el Premio Nobel de Física, junto con  J. Hans D. Jensen y Eugene Paul Wigner “Por sus descubrimientos sobre la estructura de capas nuclear”.

Maria Goeppert Mayer falleció el 20 de febrero de 1972 en San Diego, California.

Anuncios

Publicado el 20 febrero, 2016 en Física, Química. Añade a favoritos el enlace permanente. Deja un comentario.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: